Reptiles

Para muchos resulta una especie animal, que causa temor y escalofríos; para otros posee un atractivo único y sin igual belleza, lo cierto es que los reptiles son animales que cuentan con una piel dura y escamosa, y generalmente se alimentan de carne, es decir son carnívoros, pero en ocasiones podemos encontrar especies herbívoras y hasta omnívoras.

Los reptiles se dividen en Squamata, Anapsida, Rhynchocephalia y Crocodylomorpha, en total conforman aproximadamente 8000 diferentes especies. La sangre fría es una de sus principales características, cuentan con un corazón de cuatro cavidades, su reproducción es ovípara, aunque se pueden encontrar algunas especies ovovivíparas, como la víbora.

reptiles

 

Alimentación

Los reptiles en su mayoría son netamente carnívoros, digno ejemplo de esto, son: las serpientes, los cocodrilos, los lagartos y el dragón de komodo. Su alimentación es muy amplia y tiene un menú variado, que incluye: roedores, peces, aves, pequeños mamíferos, moluscos, insectos, arácnidos, otros reptiles y hasta búfalos, cabras y otros animales.

Alimentación de las serpientes

Generalmente las serpientes se alimentan de aves, roedores, sapos, ranas y huevos, también son capaces de devorar otras serpientes y otros reptiles y en menor cantidad, comen algunos peces. Si se trata de serpientes de gran tamaño, su menú es mucho más exigentes, pueden llegar a comer cabras, búfalos y muchos más.

Alimentación de los aligátores y cocodrilos

Estos son los reptiles de mayor tamaño que existen en el mundo, se alimentan de todo ser viviente que encuentren en su paso, desde peces, aves desprevenidas, cangrejos, búfalos, venados, cebras y muchos más.

Los cocodrilos son parte de la dieta de los mismos cocodrilos, incluyendo también ñus, tortugas, crías de hipopótamos y cualquier otro animal que se aproxime al agua y proporciona la facilidad de ser atrapado y caer en la mortal mandíbula del cocodrilo, para convertirse finalmente en su alimento.

Alimentación de pequeños reptiles

Los reptiles más pequeños suelen alimentarse de caracoles, babosas, lombrices, gusanos, crustáceos y otro tipo de bichos que logre satisfacer su necesidad de comer.

Los camaleones, lagartijas, los geckos y las serpientes más pequeñas, se alimentan generalmente de insectos, ya que son carnívoros insectívoros y su dieta les permite degustar escarabajos, grillos, arañas, mariposas y polillas, entre otros.

Alimentación de las tortugas marinas y terrestres

Las tortugas marinas aprovechan lo que la naturaleza les proporciona para alimentarse, son animales carnívoros, por lo tanto, su dieta incluye gran variedad de crustáceos, moluscos, algunos peces y hasta medusas.

Sin embargo, existen tortugas marinas que se rigen por una dieta herbívora y se alimentan de algas, coral y de ciertos alimentos que se encuentran en el océano y son de origen vegetal.

En el caso de la mayoría de las tortugas terrestres, cuentan con un repertorio mucho más amplio para comer, pues son omnívoras por lo general. Se alimentan de hojas, plantas, lombrices y algunos moluscos. Si se encuentran en cautiverio consumen verduras, vegetales y frutas.

Las iguanas son otro tipo de reptil que cuenta con una alimentación exclusivamente de origen vegetal, y posee gran cantidad de alimentos a su disposición, consumen: tallos, hojas, flores, frutas, vegetales y plantas en general, algo que degustan con total agrado, es decir son herbívoras.

¿Cuánto comen?

Para determinar cuánto comen los reptiles, es necesario tener en cuenta varios aspectos; pues al existir gran variedad de reptiles y tantas especies, que su alimentación, va a variar dependiendo su metabolismo y necesidades; cada una de estas especies se alimenta de acuerdo a sus requerimientos específicos.

Los cocodrilos, serpientes y demás reptiles pueden saciarse durante varias semanas con una sola gran presa, por esto, no es necesario cazar frecuentemente, sólo cuando hayan terminado de digerir por completo el alimento.

Al no poder masticar completamente su alimento, los reptiles deben engullir el alimento entero y digerirlo, es un proceso que puede durar varias semanas. Algo similar sucede con los reptiles herbívoros y los omnívoros, pues no necesitan alimentarse con tanta frecuencia, en pocas palabras, los reptiles no son animales muy glotones.

caiman cocodrilo

 

¿Cuánto pesan ?

La clase reptilia incluye gran variedad de especies y es por ello que nos podemos encontrar con infinidad de reptiles de diversos tamaños y distintos pesos. Es frecuente encontrar grandes cocodrilos, tortugas marinas, dragones de komodo, como también es probable encontrar reptiles mucho más pequeños, como lagartijas, y muchos más.

En el caso de los cocodrilos, de 4 a 6 metros pueden llegar a medir y su peso oscila de 400 kilogramos a una tonelada; por su parte los dragones de komodo pueden medir de 2 a 3 metros y pesar aproximadamente 70 kilogramos.

Si se trata de una lagartija, su tamaño es mucho menor, entre 4 a 6 centímetros puede medir y pesar desde 1, 6 gramos, hasta 4 gramos aproximadamente. Todo esto indica como anteriormente lo dijimos, que los reptiles poseen diversidad de pesos y tamaños, dependiendo de su especie.

Sin dudas desde el terror del periodo jurásico con los dinosaurios, hasta en la actualidad con pequeñas lagartijas. los reptiles fascinan y fascinaran siempre.

 

camaleon

 

 

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *